REFLEXIONES TERAPÉUTICAS PARA INICIAR LA SEMANA CON LA INTENCIÓN DE VIVIR EL PRESENTE Y ASPIRAR A UNA VIDA PLENA CON SENTIDO

“Salta y aparecerá la red”. –John Burroughs

Que el miedo nos alerta y nos paraliza en nuestra vida cotidiana, cuando la mayoría de veces no toca, es una evidencia. Se supone que el miedo es una emoción que nos tiene que proteger, siendo su principal función asegurarse de que no vamos a exponernos existencialmente (jugándonos la propia existencia, me refiero) ante peligros amenazantes. Y lo consigue.

Si tenemos muchos, viviremos una vida limitada a lo seguro y conocido. No sabremos nunca lo que hay “al otro lado” del muro por no atrevernos a mirar, no sea que aparezca un dragón inimaginable que nos engulla.

El coraje ha de presentarse en escena para poder sobrepasar esos miedos. Ya sabemos que no hay valentía si no se encuentra con el miedo de cara y lo vence (aun teniendo miedo, ojo, precisamente por eso se llama coraje). La cuestión es que ¡cómo vamos a poder desmentir nuestras barreras afianzadas por nuestra historia de vida si no nos atrevemos a saltar “al otro lado”?

Hay tantos ejemplos de vida que nos recuerdan que es posible, que hemos de hacer un ejercicio de torpeza consciente para no verlos:

Creía que nunca podría nadar, y nado…
Creía que no sabía pintar, y pinto…
Siempre pensé que no sabría ser feliz sin estar acompañada, y ahora venero mi libertad…
Nunca pensé que me volvería a enamorar, y me he enamorado…

Proponernos “lanzarnos sin miedo” es una imbecilidad. Pues justo es el miedo lo que nos ha frenado.
Hemos de tirarnos al agua con miedo para poder aprender a nadar. Si esperamos a no tenerlo ¡¡nunca aprenderemos!!

Por cierto, la red aparece porque la llevamos puesta. Son nuestros propios recursos, pero no lo sabemos…

De Burroughs es también esta cita de cierre: “un ser humano puede desmotivarse muchas veces, pero no sentirá el verdadero fracaso hasta que empiece a culpar a los demás y deje de intentarlo”

Ilustración de Lisa Congdon para el libro “Whatever You Are, Be a Good One”