REFLEXIONES TERAPÉUTICAS PARA INICIAR LA SEMANA CON LA INTENCIÓN DE VIVIR EL PRESENTE Y ASPIRAR A UNA VIDA PLENA CON SENTIDO

la curiosidad salvó al gato

Esta frase está basada en su inversa y más popular: “la curiosidad mató al gato”, y la destacamos aquí hoy porque no puede ser más contradictoria con lo que resulta tan beneficioso para nuestro bienestar psicológico.

En Mindfulness fomentamos la curiosidad a través de la actitud de “mente de principiante”, que nos invita a mirar lo que nos rodea con ojos nuevos, abiertos y curiosos, para salirnos de las categorizaciones que hace nuestra mente de forma automática e inconsciente.

El psicólogo Todd Kashdan lleva años estudiando la curiosidad humana. En su libro “Curious” descubre el ingrediente que falta para una vida plena, aboga por llevar la fuerza de la curiosidad a nuestro trabajo y recoge algunas de las ventajas físicas. Por ejemplo, este psicólogo habla de un estudio en “Psychology and Aging”, que data ya de 1996, en el que se estudiaron más de 1.000 pacientes de entre 60 y 86 años durante un periodo de cinco años…
La conclusión fue que aquellos que vivieron más y en mejores condiciones eran quienes al principio de la investigación se mostraron más curiosos.

Ya decía Azorín que la vejez es la pérdida de la curiosidad y, por tanto, de gran parte de nuestra alegría de vivir. Y es que a medida que cumplimos años tendemos a repetir conductas: dejamos de escuchar nuevas músicas, comer en lugares distintos, abrirnos a otro tipo de lecturas…

A la curiosidad no le van las reglas o, al menos, asume que las reglas pueden ser provisionales ya que todavía no ha aparecido la persona capaz de cuestionar algo de forma lo suficientemente aguda como para desmontarlas. La curiosidad desprecia los caminos señalizados por otros porque prefiere las excursiones no planificadas, no programadas, y abrirse al descubrimiento de lo desconocido, pues solo así se avanza en el conocimiento original…

La curiosidad es una de las cinco fortalezas psicológicas que implican buscar, ampliar, disfrutar o compartir el conocimiento con otros. Las otras cuatro serían tener la mente abierta, la creatividad, el amor por aprender y la perspectiva. Las cinco juntas a nivel mental nos enriquecen y nos hacen más sabios.

Y es que sin exploración no hay avance ni aprendizaje posible ¡abre los sentidos a todo lo que te rodea!

“Si estás vivo, respiras.
Si respiras, hablas.
Si hablas, preguntas.
Si preguntas, piensas.
Si piensas, buscas.
Si buscas, experimentas.
Si experimentas, aprendes.
Si aprendes, creces.
Si creces, deseas.
Si deseas, encuentras.
Si encuentras, dudas.
Si dudas, preguntas.
Si preguntas, entiendes.
Si entiendes, sabes.
Si sabes, quieres saber más.
Y si quieres saber más,
es que estás vivo”

“IF” Live Curious, de National Geographic
Ilustración de Marianne Dubuc, para el libro “The Lion and the Bird”
Sugerencia: Meditación nº 04 “Meditación aquí y ahora: mente-cuerpo-mundo
en www.psyke.es en AUDIOS. Aúna tres anclajes, respiración, sensaciones corporales y sonidos, en una sola meditación. Al aplicarla en nuestra vida cotidiana aumentamos nuestro sentido de presencia, aprendiendo a pararnos, detener el piloto automático y traer la conciencia a lo que estemos haciendo en ese momento.”